Los riesgos de cocinar con moldes de silicona

Se supone que todos los utensilios y artículos utilizados en la cocina son seguros para la salud, sin embargo no hay materiales químicamente inertes en la naturaleza y los materiales en contacto con alimentos no iban a ser una excepción.

“La norma general para materiales de calidad alimentaria establece que no hay compuestos tóxicos o los compuestos migran en cantidades que puedan suponer un riesgo para los consumidores”explican desde la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

Por ello, la OCU realizó un análisis en el que incluyó un total de 23 moldes de silicona, demostrando que algunos de estos elementos transmiten sustancias químicas nocivas a los alimentos. Se tomaron en cuenta los siguientes factores:

  • los presencia de sustancias preocupantes (bisfenol A, aminas aromáticas, etc.).
  • los presencia de sustancias por encima del límite establecido por la normativa sobre plásticos (normativa que tomamos como referencia, porque no existe una específica para siliconas).
  • los suma de todos los compuestos que migran en la tercera prueba.
  • los diferencia en la migración entre la tercera y la primera prueba (Si es mayor en el tercio, significa que el material es inestable).

Resultados

Tras examinar los distintos moldes de silicona, que fueron comprados en varios portales de venta online, como Amazon o AliExpress, OCU llegó a los siguientes resultados y conclusiones:

  • Dentro 9 moho se observa una sustancia peligrosa en baja concentración o la concentración de sustancias volátiles es media (no levantado). Un aspecto positivo es que la migración disminuye con el uso.
  • 8 mohos resultan ser peligrosos o inestables: Algunas sustancias exceden nuestros límites, la concentración de sustancias volátiles es alta o la migración aumenta con el uso.
  • 2 moldes están fuera de estándar, ya que superan el límite de migración global establecido para cualquier tipo de material en contacto con alimentos. Se trata de los moldes Amazon Basic (Pack de 12 muffins individuales; 5,55 euros) e Ionegg (comprado en Amazon, Pack de 2 bandejas para 4 muffins; 10,99 euros).
moldes de silicona para hornear
OCU

La organización dice que trasladado estos resultados a la Agencia Española de Seguridad Alimentaria (AESAN) y las empresas interesadas a solicitar la retirada de estos dos productos.

¿Cómo utilizar los moldes para hornear de forma segura?

Por ello, la OCU ofrece una serie de consejos a tener en cuenta a la hora de comprar y utilizar moldes de silicona para hacer repostería:

  • Comprueba que el molde se puede usar en el horno y sigue las recomendaciones de uso del fabricante para que el molde no se deteriore: no utilice la parrilla, colóquela alejada de las paredes del horno, no utilice cuchillos u otros utensilios afilados, lávela con un detergente suave, etc.
  • Durante el primer uso es cuando se espera que salgan más sustancias del molde, hay una cura para hacer una “cura” antes de que la dejes caer. Il consiste à remplir le moule avec un mélange d’eau, de farine et d’huile, à le mettre au four à 220 degrés pendant une heure, puis à jeter ce mélange : vous éviterez ainsi d’ingérer la plupart des substances résiduelles du proceso de fabricación.
  • Accede a tutoriales que muestran cómo hacer moldes caseros. Algunos dicen que si se usa caucho de silicona y un catalizador de platino para endurecer la pasta, no hay problema con la filtración de sustancias tóxicas en los alimentos. Desde la OCU desaconsejan “fuertemente” el uso de sartenes caseras para hornear o congelar.